Tiempo Universitario


La más antigua de Latinoamérica

Con masiva concurrencia abrió sus puertas la 68 Bienal Salón Arturo Michelena

Este espacio de confrontación se ha caracterizado en los últimos años por ser vanguardista, donde están presentes las expresiones plásticas tradicionales, como escultura y pintura, están presentes, pero también video art, instalaciones, ensamblajes muy comunes en los nuevos lenguajes

Maigualida Del Valle Villegas

Tiempo Universitario
Este espacio de confrontación se ha caracterizado en los últimos años por ser vanguardista.
Fotógrafo: Gema Durán

Con una masiva concurrencia abrió sus puertas la Bienal 68 Salón Arturo Michelena, en los espacios de la Galería Universitaria Braulio Salazar. El evento expositivo más antiguo de Latinoamérica, cuenta con dos sedes adicionales: el Centro Cultural Eladio Alemán Sucre y Gabinete del Dibujo y la Estampa de Valencia. En los tres lugares están dispuestas 70 obras, correspondientes a 68 artistas venezolanos. 

 

Luego de que fuese despojada de su sede natural, en la avenida Bolívar, este espacio cultural ha tomado otros lugares. Esta situación ha sido aprovechada por los museógrafos Alberto Asprino e Ilich Rodríguez, quienes están encargados del montaje de la muestra y han hecho un trabajo que se evidencia en el conjunto de las tres sedes. Allí el público puede ver un universo y un discurso distinto en cada contexto, que permite que se dinamice un poco.


Este espacio de confrontación se ha caracterizado, en los últimos años, por ser vanguardista, y ahí están presentes las expresiones plásticas tradicionales como escultura y pintura, pero también video art, instalaciones, y ensamblajes muy comunes en los nuevos lenguajes.


Lunes Rodríguez, director general del Ateneo de Valencia, y director de la Galería Braulio Salazar, expresó que se hace un gran esfuerzo particular, personal, institucional y económico, para materializar esta bienal, no solo de la junta directiva del Ateneo de Valencia, sino de muchas instituciones públicas y privadas de la ciudad, que crean sinergia para que el evento expositivo no se acabe. “Recordemos que es la bienal más importante y más antigua del país”, dijo.

 

Un homenaje a la democracia


Elis Mercado, ex rector de la Universidad de Carabobo y director del Ateneo de Valencia, expresó que, a pesar de haber sido despojados de la sede del evento expositivo, no han sido impedidas las ganas de hacer el trabajo y la labor de la institución que preside.


Durante su intervención, Mercado resaltó que la Bienal 68 tiene una trascendencia marcada, pues se realiza en el marco de los 80 años del Ateneo, pero también “la bienal quiere ser una impronta, un sitio de resistencia frente al totalitarismo y la barbarie, creemos que representa la cultura, frente a la intolerancia. Queremos rendir homenaje a la democracia y libertad, porque esta es una fiesta del espíritu, del ánimo positivo del país”.
El arte no tiene ideología


Durante su intervención, Ulises Rojas, vicerrector académico de la UC, dijo que este espacio de confrontación representa a valencianos y venezolanos, “por eso como universitarios brindamos el apoyo que merece este salón, lo despojaron de su sede, pero ganó muchas sedes más, tengan por seguro que manos de nosotros no se morirá, porque defendemos los valores de la cultura, y la democracia”.


Pablo Aure, secretario de la UC, reiteró el apoyo de la máxima casa de estudios “la universidad está con ustedes, no puede estar de espaldas a la expresión del arte, no tiene ideología, con ella se expresa el sentir del individuo, a través del arte se pueden decir cosas que nadie puede callar, desde la universidad hay que estar abiertos apoyar todas las expresiones artísticas”.


Apoyo institucional


Las alcaldías de Naguanagua y Valencia, asumieron los premios Andrés Pérez Mujica y Arturo Michelena, respectivamente, ello como parte de la cooperación institucional que mantienen con el Ateneo de Valencia.


Alejandro Feo La Cruz, alcalde de Naguanagua, expresó que “es un honor poder recibir en Naguanagua como cosede de esta bienal, porque una de las razones para sentirnos carabobeños y valencianos es nuestro salón Michelena, pese a las dificultades, nada pudo detener que nuestra ciudad pueda ser rica en cultura”.


Santiago Rodríguez, alcalde encargado de Valencia dijo que “Valencia es una ciudad vinculada a la cultura, vocación autonómica, no en vano tenemos el más prestigioso salón de arte, la Alcaldía siempre apoyará esta iniciativa, porque esta es la ciudad industrial y cultural de Venezuela”.

Fecha: 31/OCT/2016


EDICIÓN IMPRESA