Tiempo Universitario


Participó en un foro en la UC, junto a Claudio Nazoa y Fernando Pinilla

El humor sigue presente en todas aquellas cosas que le angustian a los venezolanos

Para Laureano Márquez, en Venezuela se vive un momento dramático, que está en la etapa culminante, por lo que invitó a los ucistas a formarse, y así construir el país que se necesita

Beatriz Oliva

Tiempo Universitario
Una gran cantidad de público se hizo presente en el mencionado foro, organizado por la FCU.
Fotógrafo: Angélica Hidalgo

El humor en la política ayuda a las personas a pensar, reflexionar, a animar, a tener esperanza y a recordar que el centro de la historia parte de los seres humanos. En la actualidad, pese a las adversidades, este no ha evadido su responsabilidad y sigue haciéndose con todas aquellas cosas que le angustian a la sociedad.

 

Así lo expresó el reconocido y destacado humorista Laureano Márquez, durante el foro “Humor en la política”, organizado por la Federación de Centros Universitarios de la Universidad de Carabobo y los movimientos estudiantiles Independiente 555 y Ucistas 222, el cual fue celebrado el pasado miércoles en los espacios de la antigua Remolacha.

 

La misión del humor es reírse de los gobernantes para evitar la tragedia de que un presidente se ría de su pueblo, expresó el también politólogo, quien aconsejó a los estudiantes que este ejercicio del poder, debe hacerse para servir a los ciudadanos y no para obtener beneficios lucrativos.

 

“Hay que santificar la política como mecanismo de coexistencia social y hay que devolverle la fe a la gente. La política es la última pasión que muere en el hombre porque es el sentimiento más noble”.

 

Márquez acotó que el humor debe tener un mensaje, un propósito, una intención, un sentido, mesura y debe ser utilizado con prudencia, puesto que utilizarlo de una forma inadecuada puede causar un efecto contrario.

 

“Es un recurso que bien utilizado puede ser didáctico, anecdótico o simplemente puede llamar la atención”, reflexionó.

 

Para Márquez, en Venezuela se vive un momento dramático, que está en la etapa culminante, ve una luz al final del túnel, por lo que invitó a los ucistas a formarse, pese a las adversidades, para construir el país que se debe, pues no existen limitaciones cuando el alma intelectual quiere lograr grandes cosas.

 

Entre risas, aplausos y anécdotas, el humorista gráfico Fernando Pinilla expresó que el humor es la única arma que existe para hacerle frente a todas las vicisitudes que se viven, no solo en Venezuela sino también en el mundo.

 

“A este gobierno no hay que darle más tiempo, pero no es tirando piedra, sino con ideas. Todos debemos ser críticos y tener la capacidad de elegir lo que nos gusta y prepararnos académicamente para no terminar como los cubanos”, manifestó.

 

El colombiano, residenciado en Venezuela desde hace 33 años, manifestó que el político es un servidor público que debe trabajar por las comunidades, por su pueblo, pero su función no es hacer proselitismo político.

 

Por su parte, con sus pequeños lentes oscuros y vestido de negro, el humorista Claudio Nazoa enfatizó que no se puede hacer humor a favor de ningún gobierno ni de ninguna autoridad.


“Todos estamos inmersos en la política, incluso los que dicen que no están, solo con no tener aceite, harina, ni pollo ya están metidos. Nunca las carencias del ser humano se habían sentido como ahorita”, lamentó.


Nazoa detalló que para que el humor sea válido debe tener respeto, no debe ser odioso, debe ser preciso y prudente y no deben utilizarse las mismas armas que el adversario, entre ellos el vocabulario.


FCU rechazó la paralización de actividades


Iván Uzcátegui, presidente de la Federación de Centros Universitarios, rechazó la paralización de las actividades en la casa de estudios, al reiterar que la lucha de los universitarios debe ser en el Ministerio para la Educación Universitaria, Ciencia y Tecnología, pero con la universidad abierta y activa.

 

“Le regalamos al estudiante una nota de humor, de alegría y de reflexión ante todas la situación que se vive en la universidad y en el país”, indicó.

 

Andrés Baffigo, miembro del MEI 555, acotó que el foro fue un mecanismo de protesta para expresar que los estudiantes no apoyan la paralización de las actividades, además fue una actividad para reflexionar sobre la realidad que se vive y de la que no escapan los ucistas.

Fecha: 09/JUN/2016


EDICIÓN IMPRESA