Tiempo Universitario


En las especialidades de orfebrería y cerámica

Josefina Núñez y Carola Karam comparten el primer lugar de la 40 Bienal Salón Nacional Artes del Fuego

Lunes Rodríguez, director de la Galería Universitaria Braulio Salazar, resaltó la evolución de la Bienal desde 1971 hasta la fecha, lo que se ve expresado en técnicas,  materiales y  discursos plásticos que se han convertido en un punto de encuentro de los investigadores de las artes del fuego

Maigualida Del Valle Villegas

Tiempo Universitario
Esta situación de empate en la primera posición de la bienal solo se había presentado en 1974.
Fotógrafo: César Tellechea

Por segunda vez en la historia dos artistas comparten el primer lugar del Salón Nacional de las Artes del Fuego, esta vez  Josefina Núñez y Carola Karam, con Breve lección de grabado y Manto vegetal, en las especialidades de orfebrería y cerámica.

Esta hazaña no se había dado desde el año 1974 cuando Anabella Schafer y Josefina Álvarez ocuparon la  primera posición en este importante espacio de confrontación, que desde sus inicios agrupa a los más destacados creadores en la materia.

La clausura de la Bienal Salón Nacional de las Artes del Fuego y premiación de los ganadores del evento más importantes del país en su clase, tuvo lugar este domingo 29 de noviembre en la Galería Universitaria Braulio Salazar.

Durante el acto de clausura, el secretario Pablo Aure expresó que este salón, creado 13 años luego de la reapertura de la máxima casa de estudios, se ha consolidado a través de los años. “Nosotros, pese a las adversidades, seguimos apoyando la cultura porque el arte es universal y eso hay que entenderlo”, dijo.

Lunes Rodríguez, director de la Galería Universitaria Braulio Salazar, resaltó la evolución de la Bienal desde 1971 hasta la fecha, lo que se ve expresado en técnicas,  materiales y  discursos plásticos que se ha convertido en un punto de encuentro de los investigadores de las artes del fuego.

De igual modo, Perán Erminy, uno de los artistas más importantes de Venezuela, asistió al evento como invitado especial, y destacó que este espacio de confrontación es el más relevante del quehacer cultural.

También se dieron cita en la jornada de clausura, María Blanca Rodríguez, directora de Cultura de la UC; Elis Mercado, presidente del Ateneo de Valencia; Alejandro Feo la Cruz, alcalde de Naguanagua; Edgar Núñez, presidente de la Fundación para la Cultura de Valencia; Guillermo Manosalva, presidente de la Cámara de Comercio de Valencia; y Glemis Figueroa, presidente de la Asociación de Ejecutivos de Carabobo.

 

Premiaciones

Otras distinciones fueron entregadas a artistas que utilizaron diversos materiales y técnicas que les permitieron demostrar su talento.

La orfebre Mary Peña obtuvo el Premio Instituto de las Artes de la Imagen y el Espacio, del Ministerio del Poder Popular para la Cultura,  por su obra Vivenes se nos va el país.  El premio Ciudad de Valencia, que otorga la alcaldía, lo recibió Lucas Pérez por su trabajo  Toma, levante, sienta, sobe y devuelva (en cualquier orden), en la especialidad de cerámica escultórica.

María Esther Barbieri ganó el Premio Cerámica Carabobo con su propuesta Usted está aquí, en la categoría de cerámica escultórica.  Mientras que el Premio de la Alcaldía de Naguanagua se otorgó a Mercedes Sergueiev por la pieza de orfebrería  Escapularios de la pena. El Premio Bolsa de Trabajo Ángel Ramos Giugni, otorgado por el Ateneo de Valencia, fue para la orfebre Claudia Padrón gracias a su trabajo Emigración I.

Finalmente, el reconocimiento Asociación Carabobeña de las Artes del Fuego (Acaf)  se entregó a Elio Cedeño, por su propuesta ¿Dónde jugarán los niños?, mientras que a Andreina Franceschi y Ana María Nava les fueron conferidas las menciones honoríficas por su meritoria participación.

Fecha: 30/NOV/2015


EDICIÓN IMPRESA