Tiempo Universitario

| NOTICIAS

14 de junio: Día Mundial del Donante de Sangre

Se requiere elevar la conciencia en torno a la donación voluntaria

La celebración de este día representa un homenaje a las personas que donan sangre y el importante papel que cumplen a favor de la salud

Antonella Fischietto M.

Tiempo Universitario
Las personas que donan sangre de manera voluntaria cumplen un papel importante en favor de la salud.
Fotógrafo: Archivo Tiempo Universitario
 

El Día Mundial del Donante de Sangre se celebra el 14 de junio de cada año y tiene por objetivo promover la cultura mundial de la donación voluntaria de sangre. A partir de 2004, esta iniciativa representa un homenaje a las personas que donan sangre y el importante papel que cumplen a favor de la salud.

 

A la vez de honrar a los donantes voluntarios, este día busca elevar la conciencia sobre la necesidad de donar sangre y de que muchas más personas en el mundo se sumen a esta actividad en procura de salvar vidas.


El Día Mundial del Donante de Sangre es promovido por la Organización Mundial de la Salud (OMS), la Federación Internacional de Sociedades Nacionales de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja (FICR), la Federación Internacional de Organizaciones de Donantes de Sangre y la Sociedad Internacional de Transfusión de Sangre.


Los ministros de salud de los Estados miembros de la OMS, reunidos en la Asamblea Mundial de la Salud de 2005, adoptaron por unanimidad una resolución en la que se reconoce que los donantes de sangre voluntarios no remunerados son la piedra angular del suministro de sangre segura, adecuada y sostenible; y refrendaron el Día Mundial del Donante de Sangre como jornada anual a partir de 2004. Cada país puede adoptar su día nacional.


Se requiere que del 1 al 3 por ciento de habitantes de un país sea donante para poder los requerimientos promedio, pero en muchos países la tasa es inferior al 1 por ciento.


Si bien 111 países notificaron un aumento del número de donaciones voluntarias desde que inició esta celebración, la sangre procedente de donantes voluntarios no remunerados en 45 países representa menos de 25 por ciento del total.


Al separar los diferentes componentes de la sangre, pueden ser varios los pacientes que se beneficien con una sola unidad de sangre. Ésta se clasifica en dos formas: por grupo (A, B, AB y O) y por factor RH (positivo o negativo).
De la combinación de ambas formas, se obtienen los ocho tipos de sangre existentes: A+, A-, B+, B-, AB+, AB-, O+, y O-. El tipo AB+ es el receptor universal (cualquier persona le puede donar) y el tipo O- es el donador universal (puede donarle sangre a cualquier persona).


Las personas con factor RH positivo pueden recibir donaciones de los que tienen un factor RH positivo y factor RH negativo, pero las personas con factor RH negativo únicamente pueden recibir sangre de los donantes con factor RH negativo.

Fecha: 14/JUN/2018