Tiempo Universitario

| DEPORTES

En la séptima edición

Brasil repitió el título en Chile 1962

Ante la lesión de Pelé, por los brasileños surgieron las figuras de Garrincha, uno de los mejores goleadores del evento

Raúl Medina Sella

Tiempo Universitario
Garrincha fue uno de los mejores goleadores del evento.
Fotógrafo: Tomada de Marca.com
 

La Copa Mundial de Fútbol de 1962 fue la séptima edición de este torneo. Se realizó en Chile entre el 30 de mayo y el 17 de junio, y de nuevo se presentó Brasil con un equipo “soñado”, muy similar al que conquistó el título en  1958, pero con la adición de un joven llamado Amarildo,  a quien  le correspondió sustituir a “O Rey” Pelé, quien se lesionó.


Fueron doce años que tuvo que esperar el continente americano para que la máxima competencia de fútbol internacional regresara a su territorio y le correspondió a Chile, a pesar que Argentina también la había solicitado.


La organización enfrentó diversas dificultades, principalmente respecto a la infraestructura necesaria, lo que amenazó en varias oportunidades la realización del torneo, en especial tras la ocurrencia del terremoto de Valdivia de 1960 que destruyó gran parte del territorio sur del país.


A pesar de todas las dificultades vividas, el evento fue realizado en cuatro sedes, la segunda menor cantidad en la historia de las copas mundiales: Arica, Rancagua, Santiago y Viña del Mar.


Este campeonato fue marcado por la violencia  que  quedó plasmadas en el partido  Italia  y Chile, que fue un juego muy duro pero por problemas provocados por los escritos de algún periodista italiano  que en sus notas previas al mundial denigró de Chile como le vino en gana y eso provocó la ira de los locales, quienes la reflejaron en la cancha.


En  el juego  de Yugoeslavia y la Unión Soviética también surgió la violencia en la cancha, pero ya esto por cuestiones políticas, que en  esta nota no vamos a mencionar porque no es el objetivo, pero que junto a lo anterior, contribuyeron a empañar el evento.


Sin embargo, es necesario destacar que en esta VII  edición del Campeonato Mundial de Fútbol fue marcado el único gol olímpico de toda la historia del evento y lo hizo el colombiano Marcos Coll, en el  encuentro     que jugó su país frente a la Unión Soviética.


Igualmente  fue importante la demostración del brasileño Garrincha, quien se convirtió en una de las figuras del evento al quedar  entre los mejores goleadores con 4, empatado con otros cinco jugadores, mientras  su compañero de equipo Pelé se encontraba lesionado, siendo sustituido por el joven Amarildo, quien tuvo destacada actuación durante el evento.


Para las rondas de clasificación para la Copa Mundial de Fútbol de 1962 participaron un total de 56 selecciones nacionales, compitiendo por 14 puestos en la fase final. Chile (como el organizador) y Brasil (como el campeón del anterior mundial) se calificaron automáticamente. Los restantes 54 equipos fueron divididos en 5 zonas, de acuerdo a consideraciones geográficas.


Luego de las rondas de  dieciseisavos de final, se jugaron los cuartos de final en los que Brasil le ganó a Inglaterra 3 a 1; Chile se impuso a la Unión Soviética 2 a 1, Checoeslovaquia venció a Hungría 1 a 0 y Yugoeslavia  derrotó a  Alemania Occidental  1 a 0, pasando los ganadores a las semifinales.


En semifinales a Brasil le correspondió  enfrentar a la selección anfitriona y la dejó en el camino al ganarle 4 a 2. El primer tiempo había concluido 2 a 1, a favor de los brasileños.


En la otra semifinal se enfrentaron Checoeslovaquia y Yugoeslavia. El primer tiempo se fue  sin goles, pero en el segundo los checos dominaron la cancha y anotaron en tres oportunidades, mientras que los yugoeslavos sólo pudieron marcar una vez.


El 16 de junio de 1962 se jugó el encuentro por el tercer y cuarto puesto entre Chile y Yugoeslavia. El primer tiempo concluyó sin goles y en el segundo los anfitriones marcaron para quedarse con el tercer lugar, la mejor ubicación de los chilenos en toda su historia en el mundial.


A Brasil le correspondió jugar la final con Checoeslovaquia, ganadores de las dos semifinales, partido programado para el 17 de junio de 1962 en el estadio Nacional de Santiago de Chile


El encuentro lo terminó ganando Brasil por 3:1, convirtiéndose así en Campeón Mundial por segunda vez en su historia y por segundo año consecutivo. Cabe destacar que desde este mundial, ningún otro equipo ha logrado consagrarse campeón dos veces consecutivas, solo uno, además de Brasil en  y 1958  y 1962, lo ha logrado Italia en  1934 y 1938.

Fecha: 22/MAY/2018