Tiempo Universitario

| NOTICIAS

Recomiendan no ingeniarla

Cianuro en la yuca amarga elimina neuronas y mata a las células

Flor Herrera, bioquímica del Instituto de Investigación Biomédica de la UC explica qué produce la toxicidad de la yuca amarga y cómo lo invade al organismo

Con información El Pitazo

Tiempo Universitario
La bioquímica Flor Herrera explicó que cuando el cianuro entra en la sangre, desplaza al oxígeno, no permite que la célula respire y muere.
Fotógrafo: Tomada de www.elpitazo.info
 

La ausencia de harinas de maíz o trigo, arroz y pasta, en la dieta del venezolano ha incrementado el consumo de tubérculos como la yuca en la mayoría de los hogares. Sin embargo, especialistas advierten que se debe diferenciar la dulce de la amarga, pues los efectos de esta última en el organismo humano pudieran resultar muy nocivos, incluso mortales, debido al alto porcentaje de cianuro que contiene.

 

Ante las denuncias sobre fallecimientos de personas presuntamente intoxicadas por consumo de yuca amarga, medios de comunicación nacionales se han abocado a consultar a especialistas para advertir a la población por qué la ingesta de este tubérculo es tan perjudicial para la salud, así como aprender a reconocerlo.


Flor Herrera, bioquímica del Instituto de Investigación Biomédica de la Universidad de Carabobo, explicó a elpitaszo.info que, cuando el cianuro entra en la sangre, éste desplaza al oxígeno y no permite que la célula respire ni tenga energía para funcionar, en consecuencia muere. “Si hay mucho cianuro en sangre, va a ir matando células y si llega al cerebro elimina neuronas y deja secuelas”, advirtió.


La científica indicó además, que todos los seres humanos tienen el mecanismo para deshacerse del cianuro si su consumo no es en grandes cantidades, pero esto es posible, “siempre y cuando los individuos posean las reservas orgánicas necesarias, es decir, estén bien alimentados, podrán librarse de la toxicidad”, aclaró.


En cuanto a la manera segura de comer yuca dulce, recomienda quitarle la concha, picarla en trozos pequeños, colocarla en un recipiente con agua y dejarla remojando por 30 minutos, cambiarle el agua cada 10 minutos. De esta manera, se extrae la mayor parte de la linamarina (enzima) y cianuro, luego se pone a hervir por 10 minutos.

 

Diferencias entre yuca amarga y dulce

 

Werner Gutiérrez, profesor de la Facultad de Agronomía de la Universidad del Zulia, indicó al diario Panorama cuatro maneras de diferenciar a la yuca amarga de la dulce, empezando en el puesto de venta. “Desprenda la corteza, arranque una porción pequeña de la raíz (parte blanca) y pruébelas, si sabe amargo no la compre, puede ser yuca amarga”, apuntó.


Ya en casa, la verificación comienza en el desprendimiento de la corteza. “Si la yuca es dulce, la concha se retira fácilmente con el cuchillo. Si es amarga -advierte el especialista-, es muy difícil el desprendimiento y habrá que rasparla para quitar la concha marrón. Si le sucede esto último evite el consumo”.


Otra forma de reconocerla con el tiempo de cocción. La yuca dulce suele tardar entre 10 y 20 minutos para ablandar, mientras que la amarga tarda el triple, “y serían necesarios de 45 a 60 minutos para abrirse al contacto con el tenedor”, dice.


Una vez cocida, la yuca dulce presenta un color uniforme al observarla en su corte transversal, a diferencia de la amarga que es amarillenta en el centro y blanca a los bordes, ambos colores se presentan bien diferenciados.

Fecha: 02/MAR/2018