Tiempo Universitario

| NOTICIAS

Escuelas de Economía podrían ayudar en la solución

Preocupante deserción estudiantil pone en riesgo el futuro de Venezuela

El vicerrector administrativo de la UC, señaló que 15 años de control de cambio han impedido una economía exitosa y con ello, la prosperidad del país

Carmen Luisa Flórez

Tiempo Universitario
Destacó los datos del Encovi 2017, que reflejan una caída en la educación universitaria del 48 al 38 por ciento, en todos los estratos sociales.
Fotógrafo: Rafael Delgado
 

“Las consecuencias de unas políticas económicas mal planificadas están llevando al país a una incertidumbre que impide que haya futuro, y ese futuro está resentido en la educación superior”, expresó con preocupación el vicerrector administrativo de la Universidad de Carabobo, José Ángel Ferreira; a la vez que resaltó que el problema no es exclusivo de la educación universitaria. 

 

“Asisto todos los días al proceso de llevar mis hijos al colegio y observo cómo el tránsito perturbador ha disminuido radicalmente, y cómo en todos los colegios y liceos del país se ha producido una importante deserción”, manifestó.


Refirió que según las estadísticas contenidas en el informe de la Memoria Educativa Venezolana 2017, la matrícula estudiantil de educación primaria y secundaria ha disminuido en un millón y medio de estudiantes. “Ante esta realidad, es obvio pensar que la universidad está siendo inevitablemente afectada, dado que las nuevas generaciones son muchísimo menores en cantidad. Y si a eso le sumamos el hecho de la situación crítica de la economía cuyos efectos producen deserción, incluso, en estudiantes de octavo y noveno semestres, nos encontramos con que la educación en Venezuela está en un momento muy grave, con la consecuencia de comprometer el futuro del país.”


Lo anterior lo confirma la Encuesta de Condiciones de Vida 2017 (Encovi), realizada por las universidades Central de Venezuela, Simón Bolívar y Católica Andrés Bello, en la cual se plasma que de 4,2 millones de adolescentes que terminan la educación media, 2,1 millones no ingresan a la universidad y otros 500 mil que son aceptados, no ingresan o la abandonan rápidamente.


El vicerrector refirió que el mismo estudio, deja ver que la educación universitaria cayó en todos los estratos sociales del 48 al 38 por ciento, entre los años 2016 y 2017. Así mismo, un total de 57 por ciento de niños y jóvenes de clase media, de 3 a 24 años de edad, sólo el 45 por ciento cursa estudios en colegios privados, 12 puntos menos que en el año 2016.


Explicó Ferreira, que todo esto enmarcado dentro de un proceso muy particular: Venezuela cumple 15 años de control de cambio que han impedido una economía exitosa y con ello está desapareciendo la prosperidad para producir no solo empleo, sino empleo bien remunerado.


Citó que, según investigación del diario El Nacional, “al día de hoy en Venezuela se necesitan 2 años de salario mínimo para comprar unos zapatos deportivos, 5 años para un teléfono inteligente básico, 21 años para una lavadora automática y 37 años para una nevera de 19 pies”.


“Todo lo anterior conlleva a una pérdida de fe en el presente, con un absoluto desestímulo en el futuro, lo cual se resume en que no tenemos ningún tipo de esperanza. Ello se expresa en la dramática diáspora que tenemos en la actualidad en el país, incrementada con esta terrible deserción escolar. El futuro está en juego y nos hace reflexionar”, manifestar.


Formuló un llamado urgente a todas las escuelas de economía de las universidades del país, para que sugieran al Ejecutivo Nacional qué rumbos tomar en esta dramática situación, sobre todo en lo referente a la política económica.
Finalmente, el vicerrector hizo hincapié en que los días venideros deben ser para rescatar la confianza. “Lamentablemente el proceso electoral, como se está planteando en la actualidad, no va a devolver esa confianza que tanto necesitan los venezolanos, y en particular la economía del país”.

Fecha: 26/FEB/2018