Tiempo Universitario

| NOTICIAS

15 de febrero: Día Internacional de la Lucha contra el Cáncer Infantil

Conozca algunos factores de riesgo de enfermedad tumoral en infantes

La mayoría de los casos de cáncer infantil, presentan al inicio signos y síntomas inespecíficos

Antonella Fischietto M.

Tiempo Universitario
La leucemia representa una tercera parte de todos los casos de cáncer en menores de edad.
Fotógrafo: Cortesía
 

Según la Organización Mundial de la Salud, el cáncer infantil comprende ciertos tipos de esta enfermedad que pueden aparecer en infantes antes de alcanzar la edad de 15 años, siendo la leucemia el más frecuente.

 

El 15 de febrero quedó establecido como el Día Internacional de la Lucha contra el Cáncer Infantil, enfermedad que es poco frecuente, pues representa entre un 0,5 y un 4,6 por ciento de la carga total de morbilidad por esta causa a nivel mundial.


Con base en la información que proporciona la OMS, la mayoría de los casos de cáncer infantil, presentan al inicio signos y síntomas inespecíficos, razón por la cual la enfermedad suele diagnosticarse en fases avanzadas.


Esto se debe, en buena medida, a que las características de la enfermedad en la infancia difieren, en forma considerable, de las observadas en pacientes de otros grupos etarios.


La leucemia representa una tercera parte de todos los casos. Otros tipos de cáncer que se presentan con frecuencia en niños son los linfomas y los tumores del sistema nervioso central. Hay, además, tumores que ocurren casi exclusivamente en infantes, como neuroblastomas, nefroblastomas, meduloblastomas y retinoblastomas.


Algunos tipos de cáncer que son muy raros en infantes son el de mama, pulmón, colón y anorrectal, que ocurren más en adultos.


Han sido identificados pocos factores de riesgo para el cáncer infantil: radiaciones ionizantes, tratamiento con dietilestilbestrol durante el embarazo, constitución genética, predisposición individual y ciertos virus como el EBV, el de la hepatitis B, el del herpes humano o el VIH.


Aun cuando algunos de estos factores son inevitables, porque no los controla directamente el ser humano, hay otros que se pueden enfrentar conociendo sus riesgos e identificando cuándo se está expuesto a los mismos.


Los tratamientos durante el embarazo con el dietilestilbestrol (DES), una forma sintética de la hormona femenina estrógeno, eran comunes entre los años 1940 y 1971 con la finalidad de prevenir abortos espontáneos y diversas complicaciones relacionadas con la gestación. Luego de estudios realizados en los años ’50, se disminuyó su uso para tales fines, pero se sigue utilizando en el campo de la ganadería, por ejemplo, con el objetivo de aumentar la producción de alimentos proteínicos de origen animal (ganado vacuno y ovino) para atender la demanda de la población humana a nivel mundial.


Otro factor señalado de tener relación con cáncer en niños, pero que no siempre podemos evitar es la radiación ionizante, un tipo de energía liberada por los átomos en forma de ondas electromagnéticas o partículas.


Día a día los seres humanos están expuestos a fuentes naturales de radiación ionizante, como el suelo, el agua o la vegetación. También hay fuentes artificiales, entre los cuales se encuentran los rayos X y algunos dispositivos médicos.

Fecha: 15/FEB/2018