Tiempo Universitario

| ECOUCISTA

22 de mayo: Día Internacional de la Diversidad Biológica

Venezuela está entre los 20 países con mayor variedad de formas de vida

Esta riqueza natural ha sustentado civilizaciones, pero el crecimiento de la demanda de los recursos naturales supera la capacidad biológica de nuestro planeta

Antonella Fischietto M.

Tiempo Universitario
La biodiversidad es fuente de recursos que ha sustentado civilizaciones y por ello se requiere detener la creciente pérdida que se registra.
Fotógrafo: Cortesía
 

La capacidad biológica de nuestro planeta pierde terreno frente al continuo e insostenible consumo en el mundo, en el que la demanda de recursos naturales la supera en un 20 por ciento.

 

Este 22 de mayo es el Día Internacional de la Diversidad Biológica, proclamado así por la Asamblea General de la Organización de Naciones Unidas en el año 2000. En esa fecha fue aprobado el Convenio sobre la Diversidad Biológica, que se asumió como un instrumento internacional para “la conservación de la diversidad biológica, la utilización sostenible de sus componentes y la participación justa y equitativa en los beneficios que se deriven de la utilización de los recursos genéticos”.


Este compromiso fue ratificado por 196 países, incluido Venezuela y tiene entre sus objetivos “detener la pérdida de biodiversidad y promover el uso sostenible de los ecosistemas terrestres y de agua dulce están incluidos en el Objetivo de Desarrollo Nº15”.


Diversidad biológica o biodiversidad hace referencia a la variada gama de especies de seres vivos que hay sobre la Tierra. A modo de síntesis, biodiversidad son las distintas formas de vida que se encuentran en el planeta.


Con base en datos de Naciones Unidas, hasta la fecha, se han identificado unos 1,75 millones de especies, en su mayoría insectos, pero los científicos estiman una cifra superior que va entre los 3 y 100 millones.


Venezuela figura entre los 20 países con mayor biodiversidad del planeta, sólo superado por Brasil y Colombia, que la superan en el continente americano más por su extensión territorial que por la densidad biodiversa. Esta riqueza de flora, fauna y ecosistemas se da en la región gracias a la conjunción de la cuenca amazónica, la cordillera andina y el mar Caribe.


La biodiversidad es fuente de recursos que ha sustentado civilizaciones. Los productos que derivan de dicha riqueza de formas de vida se utilizan en las industrias para su procesamiento y transformación para la vida de millones de seres humanos.


Por tanto, la pérdida de biodiversidad pone en peligro la seguridad alimentaria de los pueblos, así como la calidad de vida en general. El vertiginoso crecimiento poblacional trae consigo una mayor demanda de productos y, en consecuencia, daños a la biodiversidad.

Fecha: 22/MAY/2017