Tiempo Universitario

| NOTICIAS

Fundación Empresas Polar presentó Agua en Venezuela: una riqueza escasa

Naím: el líquido cuyo control provocará más conflictos armados será el agua

"Se debe trabajar entre el Estado y la población, insistiendo en que los habitantes no pueden ser solo consumidores, sino que deben formar parte de la mejora progresiva para el verdadero uso del agua en el país", explicó Gabaldón

Ismeyer Tapia De Caires  

Tiempo Universitario
El libro Agua en Venezuela: una riqueza escasa.
Fotógrafo: Orlando Nader
 

“Varias de las guerras del siglo pasado, fueron motivadas por el control del petróleo. En el siglo que corre, esto va a cambiar. El líquido, cuyo control provocará más conflictos armados será el agua. Por esta y muchas otras importantes razones, es urgente abandonar las formas tradicionales de pensar sobre el agua: sus fuentes, usos, costos y manejo”.

 

Así lo reseña el escritor Moisés Naím en el libro Agua en Venezuela: una riqueza escasa, una obra presentada por la Fundación Empresas Polar bajo la dirección de Arnoldo Gabaldón, en la cual se aborda lo vital de este recurso, desde un enfoque integral con una amplitud de voces académicas reconocidas en materia hídrica.

 

La junta directiva de la Fundación Empresas Polar hizo la presentación del libro que tiene como editores a Gabaldón, Aníbal Rosales, Eduardo Buroz, José Rafael Córdova, Germán Uzcátegui y Laila Iskandar. En el presentan, no solo el estado del agua en Venezuela, sino también interesantes propuestas concretas, como plan de acción para el aprovechamiento, manejo integral y disfrute de tan vital líquido.

 

Para Gabaldón, ingeniero civil de la Universidad Católica Andrés Bello y exministro del Ambiente y Recursos Naturales Renovables (1977- 1979), Venezuela es un país con una gran riqueza de agua. Fue enfático al afirmar, que es posible un futuro sustentable en materia hídrica, si se aprovecha, administra y toma decisiones con suficiente antelación.

 

Ofreció como recomendación ante la sequía que se presenta en el país, el correcto aprovechamiento del agua, indicando que se debe trabajar entre el Estado y la población. Además insiste, en que los habitantes no pueden ser solo consumidores sino que deben formar parte de la mejora progresiva para el verdadero uso del agua en el país.

 

Gabaldón desea que “Agua de Venezuela: una riqueza escasa” llegue a la vista de las generaciones futuras para que “conozcan todo lo que deben hacer para disfrutar de un buen servicio de agua”.

 

En el libro, son muchas las propuestas que se formulan acerca de cómo debe medirse el agua como recurso, métodos para la conservación de las cuencas hidrológicas, uso eficiente del agua para distintos propósitos, las tecnologías existentes para la conversión de aguas marinas a aguas dulces, los tratamientos de las aguas contaminadas y la planificación de los recursos económicos en este sentido.

 

Laila Iskandar, quien forma parte del comité editorial, explicó que el objetivo del libro es exponer el estado presente del agua, demostrando que existe un problema y que pueden existir alternativas para su correcto manejo. “Es fundamental tomar conciencia de que cada uno de nosotros somos corresponsables como ciudadanos”.

 

El libro contó con el diseño de Álvaro Sotillo, reconocido diseñador venezolano, y la corrección de sus contenidos de la mano de Alberto Márquez.

 

Los dos tomos de la obra, que deben ser de lectura obligada para los venezolanos que piensan en un futuro mejor para el país, se encuentran en la Librería Universitaria de la Universidad de Carabobo, en la Facultad de Ciencias Económicas y Sociales y el Rectorado.

 

 

Fecha: 08/ABR/2016