Tiempo Universitario

| NOTICIAS

Tras decisión de la Unefm

Universidades exigen al CNU retomar discusiones sobre régimen de jubilaciones y pensiones

Un total de 13 casas de estudios piden se sancione la reglamentación prevista en el artículo 102 de la Ley de Universidades

Carlos Eduardo Figueroa

Tiempo Universitario
El actual régimen tiene una data de 50 años de historia.
Fotógrafo: Cortesía
 

Retomar las discusiones con respecto al régimen de jubilaciones y pensiones que debe regir para las universidades nacionales, fue una de las principales exigencias realizadas por trece casas de estudio, tras una reunión de la Coordinadora Nacional de Fondos de Jubilaciones y Pensiones, reunida en la sede de Caracas, de la Universidad de Oriente.

 

La información fue dada a conocer por el profesor José Ángel Ferreira, vicerrector administrativo de la Universidad de Carabobo, encargado de dar lectura al documento, en su condición de vocero de esta coordinación.


En el papel, se exige la sanción por parte del Presidente de la República, reunido en Consejo de Ministros, del artículo 102 de la Ley de Universidades vigente, con el que se mantiene el régimen especial que rige la materia en las universidades nacionales, con lo que buscan la eliminación de la pretensión del gobierno, de ser incorporados en cualquier otro régimen vigente en el país.


La declaración fue suscrita, además de la UC y la UDO, por la Universidad Central de Venezuela, Universidad de Los Andes, La Universidad del Zulia, Universidad Simón Bolívar, Universidad Nacional Experimental del Táchira, Universidad Nacional de los Llanos Occidentales Ezequiel Zamora, Universidad Católica Lisandro Alvarado, Universidad Nacional Experimental de Guayana, Universidad Pedagógica Experimental Libertador y la Universidad Nacional Experimental Rafael María Baralt.


Es importante destacar, que el pronunciamiento fue realizado, tras la decisión del Consejo Universitario de la Universidad Nacional Experimental Francisco de Miranda (Unefm), de impedir la contribución de sus profesores, disolviendo de esta manera la estructura organizativa de su actual fondo, entregando estos recursos a la Tesorería de Seguridad Nacional; por lo que la mencionada coordinación solicitó a esas autoridades universitarias, analizar la pertinencia histórica, gremial y legal de este régimen, que cuenta con muchos años de vigencia.


En el documento se destaca de manera textual que, “la universidad pública venezolana tiene un régimen propio de pensiones y jubilaciones en el país. Sustentado en el artículo 102 de la Ley de Universidades de 1959; diferenciado del Estatuto de la Función Pública creado en 1986, con el carácter contributivo, universal y solidario; producto de las pautas reglamentarias del CNU de 1976 y validado por más de 40 años de historia gremial, plasmado en actas-convenio de los gremios docentes, con sus respectivas autoridades universitarias, ratificadas en la primera y segunda Convención Colectiva Única y los distintos estatutos que soportan la docencia, investigación y extensión de cada universidad”.


Según este grupo de autoridades, decisiones como éstas, ponen en juego los derechos adquiridos por la comunidad universitaria, y por ende el atractivo de las nuevas generaciones, de formar parte de las plantas docentes y profesorales de las mencionadas instituciones.


“No podemos destruir los cimientos de nuestro régimen especial, pionero en el país con más de 50 años ininterrumpidos de historia, cuya primera referencia parte de la universidad republicana”, finaliza el texto.

Fecha: 15/MAR/2016