Tiempo Universitario

| NOTICIAS

En encuentro celebrado en la UC

Avefo declaró en emergencia académica la educación odontológica en Venezuela

Informaron que solicitaron al viceministro de Investigación y Aplicación del Conocimiento, que asumiera la dotación de todas las facultades que cuentan con laboratorios

Judith Torres

Tiempo Universitario
Destacaron que ha aumentado la deserción estudiantil y profesoral en las diferentes facultades.
Fotógrafo: Angélica Hidalgo
 

La Asociación Venezolana de Escuelas y Facultades de Odontología declaró este martes la emergencia académica de la educación odontológica que se imparte en el país, por estar cumpliendo solo los estándares mínimos de calidad.


Para realizar tal declaratoria, la cual fue dada a conocer en medio de un encuentro celebrado en la Facultad de Odontología de la Universidad de Carabobo, la Avefo alegó tres razones principales: la situación presupuestaria de cada una de las universidades, la escasez y la inflación.


El evento estuvo encabezado por la presidenta de la mencionada asociación, profesora Maricarmen Rincón, decana de la Facultad de Odontología de la Universidad del Zulia, acompañada por sus homólogos de la UC, Yngrid Acosta Maracara; la Universidad de Los Andes, Justo Bonomie y la Universidad Central de Venezuela, Yolanda Osorio; además de representantes de la Universidad José Antonio Páez y la Rómulo Gallegos.


Aseguró que vienen trabajando con un déficit importante, superior a los sufridos anteriormente, debido a la escalada inflacionaria que ha disparado los precios de todos los insumos, en su mayoría importados: “Estamos manejando un presupuesto anual, que en más de un 80% se emplea para cubrir sueldos y salarios, y con el porcentaje restante, las providencias estudiantiles, aunado al funcionamiento de las facultades”.


Dijo que esa situación incide irremediablemente en la formación, al punto que hoy en día las facultades de odontología del país no están cumpliendo el 100% de sus estándares, “que tienen dos principios medulares: la calidad y la pertinencia social que se cumplen a través de las competencias universitarias”.


Ahondando más en su explicación, reveló que tienen áreas que no están funcionando y otras que lo hacen de manera parcial, cumpliendo solo entre un 50% y 75% de los objetivos académicos. Entre las que no funcionan mencionó los equipos de imágenes para hacer diagnósticos.


Con todo ese panorama desalentador, aseguró que se está haciendo un gran esfuerzo para mantener las facultades de puertas abiertas, tarea que se ha vuelto titánica, tomando en cuenta su condición docente y asistencial, a través de la cual se ofrecen innumerables servicios a la comunidad (algunos especializados).

El llamado al gobierno nacional

La presidenta de la Avefo se refirió también, a las gestiones realizadas por la asociación para llamar la atención de las autoridades con algunas propuestas para enfrentar la crisis.


“Hemos hecho algunos enlaces con el ministerio y logrado algunos objetivos pero de manera muy parcial, en un proceso muy lento. Por ejemplo le pedimos al vice-ministro de Investigación y Aplicación del Conocimiento que asumiera la dotación de todas las facultades que tienen laboratorios, que necesitan o demandan reactivos, y se le dio la prioridad a Odontología y Bioanálisis. Recibimos una primera e incipiente dotación para funcionar tres meses que alcanzó solo para dos semanas, debido a la alta demanda de pacientes que tienen nuestras clínicas”, precisó.


En la actualidad están intentando nuevos contactos con el viceministerio porque están culminando el periodo académico y no saben si van a tener las condiciones para iniciar el nuevo, satisfaciendo todos los objetivos que demanda el pensum de estudios.
“Por eso aprovechamos esta oportunidad para hacer el llamado al gobierno nacional para que se invierta en salud y en el componente bucal que está siendo bien afectado”, manifestó.

Niveles de escasez

Todos los biomateriales están escasos. En materia de insumos básicos mencionó la anestesia, “a nivel nacional no se consiguen anestesias”; tampoco guantes, gasas, entre otros.


“En tecnología ni hablar, no tenemos acceso a ningún tipo. Lo que más nos está afectando en este momento es no tener equipos de radiología e imagenología. Casi todas las facultades de odontología del país tienen cerradas sus áreas de diagnóstico y necesitamos ese tipo de equipos para poder dar con lo que vamos a hacer, antes de proceder con el tratamiento”, indicó.

 

Otro aspecto importante abordado fue el nivel de deserción estudiantil que está afectando a estas facultades. De los asignados por la Oficina de Planificación del Sector Universitario, solo están concretando sus inscripciones entre un 40% y un 50% de los elegidos; los estudiantes activos también están desertando porque no pueden costear sus estudios, al igual que los docentes, en busca de mejores remuneraciones.

 

 

 

 

 

Fecha: 14/MAR/2016