Tiempo Universitario

| UNIVERCIUDAD

De cara a las elecciones parlamentarias

Derrota electoral implicará una sensación de duelo en cualquiera de las opciones políticas

Así lo argumentó la psiquiatra Rossemary Domínguez, directora del Hospital Psiquiátrico de Bárbula y docente de las cátedras Clínica Psiquiátrica y Psicopatología de la UC, quien además destacó que de un lado u otro existe un nivel de presión psicológica al que estamos expuestos cada uno de los venezolanos

Maigualida Del Valle Villegas

Tiempo Universitario
Ganar las elecciones  parlamentarias  genera incertidumbre en sectores de la población
Fotógrafo: Cortesía  
 

El duelo es  la reacción normal ante cualquier pérdida, ya sea la muerte de un ser querido, una ruptura amorosa, o cualquier caso que suponga  un final. En nuestro país, cuando se está a sólo días del 6 de diciembre, fecha en la que se elegirán los diputados y diputadas a la Asamblea Nacional, gane una opción política u otra, los adeptos de la fórmula perdedora estarán frente a una situación de tristeza.

Así lo explicó la psiquiatra Rossemary Domínguez, directora del Hospital Psiquiátrico de Bárbula, docente de las cátedras Clínica Psiquiátrica y Psicopatología de la Universidad de Carabobo, quien además destacó que de un lado u otro existe un nivel de presión psicológica al que también están expuestos cada uno de los venezolanos.

Por una parte, los afectos al  oficialismo que ven el socialismo y el plan de la patria como una opción de vida, conforme a su corriente ideológica, tienen una incertidumbre porque creen que pueden perder las conquistas que en materia social han logrado. El tener minoría en la AN para este sector, les pondría en desventaja para concretar su proyecto.

Mientras que los opositores al gobierno y su corriente ideológica, ven este proceso eleccionario como una suerte de último autobús, o la oportunidad de devolver la institucionalidad a través de la Asamblea Nacional, como máximo órgano legislador. Otros, de manera un tanto irresponsable, han vendido a los ciudadanos la idea de que la crisis económica, política y social se solventa al tener la mayoría de curules en la AN. Este será un paso importante, pero no la panacea a toda la problemática venezolana.  

 Los que están en el medio, calificados como “ni ni”, sea cual sean los resultados, esperan que la situación del país mejore, que se trabaje por tener  una mejor calidad de vida y que todo transcurra en paz.

Para los bandos polarizados, una derrota electoral implicaría pasar por un duelo y una sensación de desolación, de perder algo vital. Los “ni ni” serían los que afrontarían mejor la situación.

¿Cómo reponerse?

Sea cual sea el perdedor, lo importante es sobreponerse a esa pérdida. La doctora Domínguez señala que lo primero que hay que tener presente es que las crisis no son eternas, ninguna situación adversa lo es.

Lo comunitario deberá crecer, involucrarse en actividades en pro de la comunidad, apoyar a la familia.

No quedarse pegado a lo negativo, buscar opciones individuales para surgir, usar la creatividad para ser productivos.

Sacar lo mejor de nosotros por muy negro que sea el panorama, será mejor que quedarse atado a lo que “hubiese pasado” si gano. De acuerdo con la doctora Domínguez, el “si yo hubiese” es la fórmula perfecta para amargarse la existencia; hay que sacar esa frase de nuestras vidas.

Fecha: 03/DIC/2015